Programa de los Intérpretes Indígenas

Proyecto de interpretes

Intérpretes Indígenas: Puente Imprescindible Entre Culturas

No basta hablar dos o más idiomas para ser intérprete. Tampoco es suficiente haber recibido un entrenamiento formal por parte de alguna institución. La interpretación implica una gran responsabilidad que requiere además, conocer a fondo cómo funciona el sistema de justicia de Estados Unidos (procuradurías, cortes, jueces y departamentos de policía), y el sistema de servicios privados y públicos como hospitales, escuelas y otras oficinas de servicio social. Además, es un requisito indispensable dominar un amplio vocabulario y conocer los conceptos que existen en las lenguas que se está interpretando.

Según el testimonio del mixteco Leoncio Vásquez, quien desde 1999 se ha capacitado como intérprete de su primer idioma a inglés y español, la interpretación es un trabajo complejo, sobretodo, cuando se trata de interpretar en una corte, “más si se trata de un caso delicado donde cada palabra tiene que ser interpretada correctamente porque está en juego la libertad o detención con multas para el acusado”.

De hecho, la falta de un intérprete profesional que conozca a fondo las culturas en las que se desarrolla un determinado caso, ha afectado a varios indígenas quienes han sido condenados por falta de un entendimiento y comunicación efectiva entre las partes involucradas y las instancias de impartición de justicia.

Tomando en cuenta el grave problema derivado de la barrera del idioma que enfrentan miles de migrantes indígenas que viven en Estados Unidos, el Centro Binacional para el Desarrollo Indígena Oaxaqueño (CBDIO), creó en 1996 el Proyecto de Intérpretes Indígenas con la finalidad de facilitar la capacitación y un nivel de profesionalismo por parte de indígenas que reúnen las características para desempeñarse como intérpretes en sus idiomas nativos.

Esta iniciativa también se fundamentó en el Título VI del Acta de Derechos Civiles de 1964, emitida por el presidente Lyndon B. Johnson sobre el derecho de toda persona a tener un intérprete en las cortes.

En enero de 1996, el CBDIO organizó en San Juan Bautista, California, un entrenamiento intensivo en el que participaron 12 intérpretes indígenas. La capacitación fue impartida por profesionales del Instituto Internacional de Lenguas de Monterrey y se enfocó en las técnicas de interpretación, términos legales y ética profesional. Este entrenamiento se repitió en 1997 con indígenas maya de Guatemala, quienes formaron la organización Mayavisión.

El CBDIO continuó estos entrenamientos por lo que en 1999 patrocinó una capacitación en la que participaron intérpretes de las lenguas Chatina, Zapoteca, Triqui, Mixteco Bajo y Mixteco Alto.

Durante los meses de enero y marzo del 2006, doce mujeres indígenas que hablan los idiomas Mixteco, Zapoteco, Triqui y Chatino aparte de español y en algunos casos inglés, recibieron un entrenamiento intensivo de 80 horas para poder desempeñarse como intérpretes. Este entrenamiento se enfocó más en el area de salud dada la urgente necesidad de atención médica entre las comunidades indígenas poniendo énfasis en la anatomía del cuerpo humano, términos médicos, el aspecto de confidencialidad, etcétera.

Este entrenamiento fue organizado por el CBDIO en colaboración con Healthy House of Merced

Eugenia Pérez, una de la indígenas que recibió la capacitación destacó la gran responsabilidad que recae en los intérpretes en los casos de interpretación en clínicas y hospitales ya que el 85 % del diagnóstico de los médicos se hace en base a los síntomas que el paciente informa. La comunicación entre el doctor y el paciente depende absolutamente de los intérpretes.

“Un buen intérprete debe pasar por un entrenamiento para tener la capacidad de interpretar sin omitir absolutamente nada de lo que se hable en ese cuarto. Ya sea del hospital, de servicios sociales o de cualqueir lugar donde se esté brindando un servicio”, indicó.

El esfuerzo del CBDIO y de los intérpretes indígenas ha permitido que éstos aporten su trabajo en clínicas, hospitales, oficinas de inmigración y otros prestadores de servicios públicos en California, Oregon, Washington, Arizona, Florida y Nueva York.

A pesar de que la migración de indígenas mexicanos en Estados Unidos ya lleva casi siete décadas, en muchas de las instituciones que conforman los poderes en este país se desconoce que los pueblos indígenas en México y otros paíse de América Latina somos diversos y tenemos nuestros propios idiomas diferentes del español. De ahí la importancia de dar a conocer la presente información al mismo tiempo de que ponemos a disposición los servicios de intérpretes que han recibido entrenamientos profesionales organizados por el CBDIO.

En México existen 62 lenguas indígenas y solamente en Oaxaca se hablan 16 diversos idiomas nativos. Varios de ellos tienen dos o más variantes o dialectos, por ejemplo, Zapoteco del Istmo, Zapoteco de la sierra y Zapoteco del Valle, o Mixteco Alto, Mixteco Bajo y Mixteco de la Costa, por citar solo algunos ejemplos.

Es por ello que el CBDIO recomienda a representantes o funcionarios que laboran en las cortes, clínicas, hospitales, oficinas de servicios sociales y departamentos de policia, entre otros servidores públicos, hacer uso de los intérpretes que hayan recibido un entrenamiento riguroso para asegurar un buen entendimiento con sus interlocutores.

Deja un comentario